Una vez el grupo de peregrinos llegue a algún aeropuerto o terminal de autobuses de la ciudad, deberá dirigirse a su parroquia o centro de acogida asignado (verificar en el voucher), y estando en la misma, será distribuido a los centros masivos de acogida o familias de acogida.

Es responsabilidad del grupo de peregrino coordinar previamente el transporte Aeropuerto-Parroquia.